NOTICIAS

Mántengase a la vanguardia con las tendencias mundiales de la industria

Por qué el diseño de packaging necesita transmitir emoción

Los consumidores de hoy anhelan la interacción y esperan que las experiencias se integren en todo el proceso de consumo. Ofrecer experiencias conmemorativas se ha convertido en una necesidad.

Cuando los estantes de las tiendas son un campo de batalla para ganar el corazón de los consumidores, ofrecer un producto perfecto al precio correcto simplemente no es suficiente. Después de todo, los consumidores sólo pasan un promedio de 12 segundos mirando una categoría completa de productos antes de tomar una decisión. 

Esto no es mucho tiempo, por lo que debemos desarrollar diseños de empaques que contribuyan al reconocimiento directo del posicionamiento del producto, la marca y sus valores, sin ser demasiado abrumadores visualmente en medio de un sinfín de opciones. 

Para 2018, se han identificado seis tendencias de diseño de envases para el consumidor que podrían ayudar a las marcas de alimentos y bebidas a crear un impacto visual más poderoso que guíe a los consumidores a sus productos en lugar de a la competencia. 

Representación honesta del origen e ingredientes

Los consumidores no sólo leen los ingredientes cuando miran el empaque. Ellos también escanean el paquete para obtener información acerca de dónde proviene el producto, así como detalles acerca de la calidad y la seguridad, por lo que es importante que esta información sea claramente articulada en el envase. 

Es importante, porque vemos un creciente deseo de transparencia, ya que a las personas les preocupa la seguridad alimentaria y cómo llegan sus alimentos a la mesa. Exigen un comportamiento más ético de los productores y más información sobre sus productos. Un estudio de sostenibilidad de Nielsen encontró que el 66% de los consumidores globales están dispuestos a pagar más por las marcas sostenibles, y el 73% de los millennials globales pagarán más por las ofertas sostenibles.

La conciencia ambiental es la segunda naturaleza 

La creciente conciencia de los problemas ambientales hace que los consumidores se sientan culpables cuando no actúan responsablemente. Esto significa que se espera que los paquetes que usan temas de color inspirados en la naturaleza funcionen bien, ya que se alinean con sus ideales con mayor precisión. 

Tiene que ser fácil para las personas actuar de acuerdo con su conciencia o no lo harán. La ayuda para vivir de manera más sostenible ya no es una característica de valor agregado: se espera que las compañías actúen de manera responsable y que muestren esta conciencia a través del empaquetado. 

Una visión más integral de una vida sana

Se espera que las combinaciones nuevas y modernas de colores frescos y vibrantes resuenen entre los consumidores en 2018. Si bien los esquemas de color suaves y amigables señalan categorías de productos orgánicos y saludables, cuando se utilizan elementos inspirados en medicina y química crean una visión contemporánea de la comida funcional. 

Tanto los reguladores como los consumidores modernos están estudiando de cerca los problemas de salud. Las marcas pueden aprovechar este deseo al proporcionar empaques para alimentos funcionales que pueden reducir el riesgo de enfermedades y/o promover una buena salud. 

Simplificando la vida con geometría y minimalismo 

En un entorno visualmente ruidoso, los consumidores se sienten cada vez más atraídos por productos simples con un aspecto relajante. ¿Qué podría ser más simple que un diseño geométrico básico que se fácil de detectar en el estante?

Muchos consumidores están estresados y ocupados. Están buscando nuevas formas de ahorrar tiempo: ideas y productos que hacen la vida más fácil. Un informe de Mood of the World de Roper Reports Worldwide encontró que el 65% de los consumidores en todo el mundo dijeron estar estresados porque no tienen suficiente tiempo. Mientras tanto, el 63% dijeron que están dispuestos a pagar más por experiencias más simples. 

Hacer conexiones con un toque humando

Los consumidores buscan cada vez más productos que comuniquen la producción local a pequeña escala, así como también productos que transmitan el atractivo de ser hechos en casa. El diseño de empaquetado que parece hecho a mano y puede comunicar este diseño artesanal con recetas auténticas y estilo de baja tecnología está seguro de que le irá bien en 2018. 

Los consumidores están conectados para conectarse. Constantemente ven las opciones de los demás sobre qué productos y servicios comprar. También favorecen a las marcas que interactúan de manera amistosa y humana. Las marcas que pueden involucrarse de una manera atractiva y natural probablemente tendrán más éxito en la creación de una relación duradera y de confianza con los consumidores. 

Hacer detalles que atraigan a todos los sentidos

La moda, la arquitectura, el arte y la tecnología proporcionan fuentes de inspiración para crear envases que pueden ser únicos y visualmente interesantes. Al prestar atención a cada detalle, una bebida puede convertirse en una experiencia de manera holística, que atrae todos los sentidos. 

Con ganar o perder en el estante de la tienda a sólo unos segundos con los consumidores, es claramente más importante que nunca llamar su atención y luego conservarla. Estas tendencias de diseño son sólo el comienzo de un viaje que puede ayudar a las marcas a convertir clientes curiosos en seguidores leales.  

Fuente original: Tetra Pak. 

 

Fuente: Énfasis Packaging


Regresar

Todos los derechos reservados a © PMMI 2018 | Aviso de Privacidad